Inicio Bienestar Masaje Linfático: ¡Todo lo que Necesitas Saber de esta Terapia!

Masaje Linfático: ¡Todo lo que Necesitas Saber de esta Terapia!

0
Masaje Linfático: ¡Todo lo que Necesitas Saber de esta Terapia!

¿Has experimentado manos o piernas inflamadas recientemente?  ¿Has percibido que tu cuerpo almacena líquidos? ¡No te preocupes! A mí me ha pasado y por eso te traigo el secreto que me ha funcionado para solucionar este tipo de malestares. Se trata del masaje linfático.

¿En qué consiste un masaje linfático?

La terapia de masaje linfático se fundamenta en manipular los tejidos blandos del cuerpo. El objetivo de esta terapia es controlar la condición de la salud o mejorar el bienestar integral. (National Center for Complementary and Integrative Health, 2021).

Es un tipo de masaje suave aplicado al sistema circulatorio. Su éxito está en mover los líquidos del organismo para eliminar toxinas acumuladas en los espacios de las células (Sanitas, 2021).

¿Cómo es el masaje linfático?

Al tener este tipo de masaje sentirás un movimiento de manos pausado y suave. Esto, en dirección a los ganglios que incita el drenaje de los conductos linfáticos.

Estos movimientos llevan el líquido retenido al sistema linfático para su correcta distribución y eliminación (Sanitas, 2021). Este tipo de masaje lo hace un especialista certificado especialmente en brazos, abdomen y piernas.

En los masajes linfáticos se deslizan las manos para rodear regiones del cuerpo con ambas palmas. Luego, se presionan contra el cuerpo arrastrando las manos desde afuera hacia el centro del cuerpo.

El masaje linfático consiste en deslizar las manos para rodear regiones del cuerpo con ambas palmas. Luego, se presiona contra el cuerpo arrastrando las manos desde afuera hacia el centro del cuerpo.

¿Cuáles son las zonas que pueden recibir masajes linfáticos?

Usualmente el rostro, el cuerpo, las piernas, el abdomen y el tejido de la mama pueden ser masajeados para ayudar a drenar toxinas.

¿Cuándo se comienzan a ver resultados?

Un masaje linfático puede durar alrededor de 30 minutos hasta 1 hora. Es importante tener al menos 3 sesiones de una hora a la semana para ayudar con la retención de líquidos

Luego de las  6 sesiones comienzas a ver resultados (Aesthetic Health Wellness, 2021).

¿Por qué hacerse un masaje linfático?

  • En primer lugar, los masajes linfáticos ayudan a drenar el líquido acumulado, así se evita que la linfa se inflame por un mal tránsito. (Mero, 2017)
  • Este tipo de masaje disminuye la tensión de los músculos, en consecuencia ayuda a reducir el estrés Tiene un efecto sedante ante el dolor.(Sanitas, 2021)
  • También, aumenta las defensas del organismo al estimular la eliminación de las toxinas y desechos. (Sanitas, 2021)
  • Reduce la inflamación de ciertas zonas. (Sanitas, 2021)
  • Favorece la circulación de sangre, así evita la aparición de bolsas y arrugas (Sanitas, 2021)

¿Qué debes tomar en cuenta al hacer un masaje linfático?

¡Considera los siguientes consejos antes de tener un masaje linfático!

  • El masaje linfático jamás debe sustituir la consulta médica.
  • Esta terapia no debe dejar moretones, a diferencia de los masajes reductivos y anticelulíticos en los que puede presentarse este efecto.
  • Es recomendable beber agua antes de hacerse un masaje para que los músculos sean más fáciles de manipular, y ayudar a los riñones a eliminar toxinas.

¿Existen contraindicaciones?

Los riesgos luego de tomar una masaje linfático son bajos. Algunas personas podrían sufrir daños en nervios y fracturas de hueso si no reciben el tratamiento de un profesional adecuado. Además, las personas de la tercera edad podrían ser más sensibles a estas lesiones  (National Center for Complementary and Integrative Health, 2021).

Siebold (2013) advierte que los siguientes casos pueden presentar contraindicaciones ante un masaje linfático:

  • Cáncer no tratado.
  • Infecciones agudas.
  • Trombosis, flebitis y tromboflebitis.
  • Várices con relieve.
  • Crisis asmática.
  • Reacciones alérgicas en estado agudo.
  • Infecciones o heridas en la piel.
  • Las mujeres embarazadas no deben recibir masajes en la zona abdominal.

Tu jornada laboral y dinámicas de vida pueden llenarte de estrés, desgaste físico y toxinas. El masaje linfático es una terapia que beneficiará tu sistema circulatorio al mejorar el tránsito de las células para mayor bienestar. ¡Anímate a probarlo y disfruta de sus beneficios en tu día a día!

Dora D’Agostino

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Regístrate para recibir nuestras actualizaciones

Hazlo ahora mismo!

Respetamos tu privacidad