Inicio Anti-Aging Malos Hábitos: Actividades que Dañan tu Salud durante la Pandemia

Malos Hábitos: Actividades que Dañan tu Salud durante la Pandemia

Hoy me referiré a los malos hábitos que deterioran la salud, especialmente en momentos de Pandemia. Con restaurantes, eventos deportivos, centros comerciales y otros servicios “no esenciales” cerrados en todo el país durante esta pandemia del Covid 19, aunado todo esto a la orden “Quédate en Casa”, había sin embargo mucha gente conduciendo carros en los alrededores. Inclusive ahora que el país comienza a abrirse, todavía hay volúmenes de tráfico más bajo que entonces.

De hecho, según investigación realizada por el grupo de investigadores estadounidenses y las organizaciones sin fines de lucro canadienses, los viajes en vehículos domésticos se redujeron entre un 68 y 72 % desde mediados de marzo hasta la primera semana de abril 2020. Pero, esta disminución de los viajes en automóvil, no necesariamente representa algo negativo. Después de todo los automóviles pueden ser dañinos para la salud; hay personas que utilizan demasiado el automóvil en su día a día, creando malos hábitos. Vamos a revisar algunos de los riesgos de conducir para la salud.

MALOS HÁBITOS: HAY QUE CAMINAR Y USAR MÁS LA BICICLETA EN LUGAR DEL CARRO  

Cada año alrededor de 4 millones de ciudadanos americanos experimentan lesiones no fatales debido a accidentes automovilísticos; sin embargo, resultan aproximadamente 200 muertes por día. Según el CDC (Centro de Control de Enfermedades) en el año 2016 más de 290.000 americanos fueron atendidos en salas de emergencia por accidentes automovilísticos.

Lo que empeora las cosas es que la disminución de la movilidad, que a menudo acompaña a la edad avanzada, puede aumentar la gravedad de las lesiones automovilísticas. Centrar el enfoque de la prevención de estas lesiones en gran medida en la seguridad de los niños pasajeros, no evidencia que frene el riesgo de lesiones por accidentes. Si se enfocara en la población general, incluyendo los grupos más vulnerables en riesgo, como las iniciativas para personas de avanzada edad, la reducción de lesiones podría ser significativamente mayor.

Algunas intervenciones que han mostrado disminuir la frecuencia de las lesiones por accidentes automovilísticos incluyen: cambio de velocidad automático; cumplimiento más estricto de las normas del uso del cinturón de seguridad, del casco obligatorio para los motorizados y ciclistas; aplicación automatizada de la luz roja con cámaras de control automático; uso de cámaras de velocidad; bloqueos de encendido por alcohol y puntos de control de sobriedad.

De acuerdo con los investigadores en un artículo publicado en el Journal of Public Health, mientras más personas usen la bicicleta, o caminen y se disminuya el volumen de tráfico, se podrían reducir los accidentes; teniendo en cuenta además, que los que practican ciclismo pueden añadir más años a su vida, siempre y cuando lo hagan correctamente.

Entonces, ¿qué estás esperando para sacar esa bicicleta de tu garaje? Asegúrate de usar un casco y de seguir las medidas de distanciamiento social. Evitas así los malos hábitos de mantenerte sedentario conduciendo tu automóvil muchas horas del día.

MALOS HÁBITOS: LA OBESIDAD SE INCREMENTA CON LA AUSENCIA DE ACTIVIDAD FÍSICA

Conducir no es una forma de ejercicio; sustituir el viaje en automóvil por caminar, o andar en bicicleta, sí lo es. Esto disminuiría las tasas de obesidad en los países que tienen niveles más altos de transporte activo. Se sabe que las tasas de obesidad son menores con cada kilómetro adicional que caminemos; se relaciona con un 4,8 % menos de riesgo de obesidad. Por el contrario, cada hora que utilizas en el carro se relaciona con un 6 % de aumento en la tasa de obesidad.

Niveles bajos de obesidad en términos de actividad física, seleccionando formas activas de transportarse, contribuyen con la disminución de la incidencia de enfermedades cardíacas, diabetes, osteoporosis, depresión, y algunos tipos de cáncer. Mientras más actividad física tengan los adultos, tendrán un 20 a un 30 % de disminución de riesgo de muerte prematura.

El ejercicio físico ayuda a promover una vida saludable y a eliminar el mal hábito del sedentarismo.

RUIDO

La contaminación acústica guarda relación con hipertensión arterial, trastornos del sueño (que pueden tener importantes repercusiones para la salud), y con enfermedades psiquiátricas menores; por ejemplo, quienes viven en apartamentos que dan a la calle en zonas ruidosas tienden a ser más depresivos que aquellos cuyas ventanas dan a zonas tranquilas. Igualmente es importante alertar a las personas que tienen entre sus malos hábitos escuchar música estridente y a todo volumen.

CONTAMINACIÓN

En el mundo, la contaminación del aire genera alrededor de un millón de muertes por año mediante enfermedades cardíacas, pulmonares y cáncer. La contaminación causada por vehículos de motor, que emiten pequeñas partículas tóxicas, son el componente más peligroso de la contaminación, ya que pueden infiltrar las membranas mucosas de los pulmones y la piel, causando daños en el corazón, los pulmones y el cerebro.

Los niños tienen elevados riesgos de salud relacionados con la contaminación, entre otros, enfermedades del tracto respiratorio, deterioro cognitivo, y algunos tipos de cáncer. ¿Cómo podemos disminuir la exposición al aire contaminado en áreas de congestión de vehículos de motor en el tráfico? Trata de no caminar en la calle durante las horas de congestión del tráfico. Evita los puntos críticos de tráfico, donde los automóviles están inactivos. Cuando hagas ejercicios al aire libre no lo hagas en áreas de contaminación. Hazlo en áreas con espacios verdes, parques.

CAMBIOS CLIMÁTICOS

Los cambios climáticos son una mayor emergencia de salud, sobre todo en las poblaciones más vulnerables en relación con el sistema cardiovascular; los contaminantes del aire en particular contribuyen a la ateroesclerosis, función endotelial deficiente, trombosis y un pobre tono vascular.

La sequía extrema, el calor y el humo del fuego secundario al cambio climático, también se han relacionado con complicaciones cardiovasculares, pulmonares e infecciones gastrointestinales, como resultado de la sensibilidad de los gérmenes patógenos a los cambios climáticos. Por ejemplo, infecciones por Salmonella y Campylobacter. Calor extremo y la depleción del ozono, aumentan el riesgo de cáncer de la piel, entre otras. El aire contaminado y fuertes calores son elementos adversos para el embarazo, provocando el nacimiento de niños con bajo peso, aborto espontáneo y el incremento de la mortalidad neonatal.

¿CÓMO PROTEGERTE?

Algunos de los efectos de los automóviles en la salud, son más intangibles en la naturaleza; por ejemplo, las personas que viven en vecindarios, donde se les facilite caminar, tienen mayores interacciones sociales, así como niveles más altos de confianza, en comparación con aquellos que viven en intersecciones concurridas.

Al final es claro que si hay una opción disponible, siempre es mejor optar por formas de transporte más activas, como señalamos anteriormente: caminar, andar en bicicleta, etc. En las áreas donde caminar o andar en bicicleta no es factible, el transporte público es una mejor opción que andar en un automóvil.

la bicicleta, las caminatas, correr ayudan a eliminar los malos hábitos que impone una vida sedentaria y a promover una mejor salud.

En conclusión, evita los malos hábitos del sedentarismo y recuerda usar la máscara y mantenerte a una distancia segura durante esta época de pandemia.

Dr Isidoro Bronstein

Salud y Medicina Anti-Aging

Isidoro Bronsteinhttps://www.doradagostino.com
Isidoro Bronstein, Médico Internista con especialización en Cardiología y Medicina Anti-Aging. Miembro de la Sociedad Venezolana de Medicina Interna. Miembro de la Sociedad Venezolana de Cardiología. Miembro de la Academia Americana de Medicina Anti-Aging. Miembro de la Academia de Ciencias de New York.

2 Comentarios

  1. En estos momentos de confinamiento, los hábitos saludables se afianzan en el ejercicio de la voluntad pues se requiere mucha disciplina mental , para ejercitarse ( la mayoría de la gente no tiene donde ) dentro del espacio físico de la casa puesto que salir a jardínes y parques esta vedado para una inmensa mayoría. La confección de nuevos platos alimenticios como entretenimiento y «supuesto consuelo» han precipitado el aumento de peso o «sobrepeso que incide peligrosamente en la salud y las horas extras de permanecer en la cama , contribuyen al cuadro nocivo bastante generalizado. Es prioritario encontrar estímulos hacia actividades que robustezcan la perseverancia, la constancia en el hacer, la capacitación en labores artísticas, el encomio por la práctica de instrumentos musicales, el aprendizaje en técnicas y manejo de medios audio visuales y el sano desarrollo de la investigación y curiosidad hacia un mundo infinito por descubrir, abierto a todos desde cualquier rincón de su propia casa por ejemplo con un buen libro entre manos o en su defecto una tableta.

    • Maria Eugenia, gracias por tu comentario. Estamos totalmente de acuerdo contigo. Un gran saludo y cuídate mucho en esta Pandemia!!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Most Popular

Decoración de Dormitorios: Ideas Sencillas para Transformar el Tuyo

Tu cuarto debería ser tu lugar favorito de la casa, ese que cuando entras, suspiras y agradeces porque llegó el final del día; porque...

¿Cómo Aprender a Meditar para Alcanzar Bienestar?

¿Cómo aprender a meditar? Si estás buscando respuesta a esta pregunta es porque tomaste la decisión de comenzar con esta milenaria práctica que tantos...

7 Ideas de Desayunos Saludables, uno para Cada Día de la Semana

Siempre nos han dicho que el desayuno es la comida más importante del día. Pero ¿qué tan balanceado debe ser? Según la OMS (2019),...

¿Te Sientes Sola Estando Acompañada?

Sentirse sola estando acompañada es una de las peores sensaciones que podemos experimentar. Tener a alguien a tu lado, o estar rodeada de personas...